Avisar de contenido inadecuado

El límite de nuestra responsabilidad

{
}

Dios nos ha dado una gran comisión, y entender los límites de ella nos librará de cargas que no tenemos que llevar.

 Habiendo llamado a sus doce discípulos, ahora los envía con la misión de anunciar el Reino de Dios entre los hombres. Y entre las tantas cosas para las que los prepara, también ésta: los límites de su propia responsabilidad en el servicio que habrán de prestar.

Mat 10:14-15 NVI  Si alguno no los recibe bien ni escucha sus palabras, al salir de esa casa o de ese pueblo, sacúdanse el polvo de los pies.  (15)  Les aseguro que en el día del juicio el castigo para Sodoma y Gomorra será más tolerable que para ese pueblo.

 Hay cierta frustración en quien se enfrenta a situaciones como esta, pero debería saber que no ha fracasado, sino que ha hecho lo que de él se esperaba: que generara oportunidades de cambio. Lo demás no es de su responsabilidad.

 1) LA MISION RESISTIDA

Sabemos lo que Él nos ha dicho: Mat 28:19 RV1960 (T)  Por tanto, id, y haced discípulos a todas las naciones...

 Y sabemos el peligro que ello acarrea: Mat 10:16 TLA »El trabajo que yo los envío a hacer es peligroso. Es como enviar ovejas a un lugar lleno de lobos. Por eso, sean listos y estén atentos como las serpientes, pero sean también humildes, como las palomas.

 Las reacciones son innumerables, desde el simple rechazo hasta la violencia física, cualquier cosa se puede esperar, además de la aceptación y la conversión, como respuesta al esfuerzo misionera de la Iglesia por hacer discípulos de Jesús.

 ¿Cómo entonces manejar las situaciones de rechazo, no desanimarse y seguir adelante? Eso creo que fue lo que Jesús les quiso enseñar.

 2) RESPONSABILIDAD

El dijo: Mat 10:14-15 NVI  Si alguno no los recibe bien ni escucha sus palabras, al salir de esa casa o de ese pueblo, sacúdanse el polvo de los pies.  (15)  Les aseguro que en el día del juicio el castigo para Sodoma y Gomorra será más tolerable que para ese pueblo.

 En cuanto a la costumbre de sacudirse el polvo de los pies, dice un comentario: "Por medio de este acto simbólico ellos con vigor se libraban de toda conexión con aquellas personas, y de toda responsabilidad por haber sido rechazados ellos y su mensaje." Comentario Jamieson-Fausset-Brown, Mat.10:14

 Y esto queda confirmado con lo que dice el verso siguiente, la responsabilidad por tal rechazo recaerá sobre el mismo pueblo y no sobre el mensajero.

 3) OPORTUNIDADES

Sin duda que el deseo es que muchos se vuelvan a Cristo y sean sus discípulos, pero debemos entender que hay decisiones que no son nuestra responsabilidad, y en el hacernos cargo de su rechazo, estamos llevando un peso que no nos corresponde.

 ¿Dónde está el límite de nuestra responsabilidad entonces? En generarles la oportunidad de cambio.

Mat 10:14-15 NT BAD  Si en alguna ciudad u hogar no los reciben ni les hacen caso, salgan de allí inmediatamente y sacúdanse el polvo de los pies al salir.  (15)  Les aseguro que en el día del juicio, el castigo de las perversas ciudades de Sodoma y Gomorra será mucho más tolerable que el castigo de aquella ciudad u hogar.

 ¿Qué era lo que diferenciaba unas ciudades de otras? ¿Cuál era el motivo que las hacía más culpables? Moralmente las primeras estaban muy mal, pero la diferencia se daba en las oportunidades que habían tenido.

 Mat 11:20-24 NVI  Entonces comenzó Jesús a denunciar a las ciudades en que había hecho la mayor parte de sus milagros, porque no se habían arrepentido.  (21)  «¡Ay de ti, Corazín! ¡Ay de ti, Betsaida! Si se hubieran hecho en Tiro y en Sidón los milagros que se hicieron en medio de ustedes, ya hace tiempo que se habrían arrepentido con muchos lamentos. (22)  Pero les digo que en el día del juicio será más tolerable el castigo para Tiro y Sidón que para ustedes.  (23)  Y tú, Capernaúm, ¿acaso serás levantada hasta el cielo? No, sino que descenderás hasta el abismo. Si los milagros que se hicieron en ti se hubieran hecho en Sodoma, ésta habría permanecido hasta el día de hoy.  (24)  Pero te digo que en el día del juicio será más tolerable el castigo para Sodoma que para ti.»

 CONCLUSIÓN

 Tal vez veas como fracaso tu ministerio o servicio cristiano por causa de que la gente no se convierte. Sin duda que el mensajero debe hacer todo su esfuerzo para llevar a las personas a los pies de Cristo pero, si no lo hacen, debemos entender que es una responsabilidad que les compete a ellos.

 Pablo dijo en cierto momento: Rom 10:13-15 NVI  porque «todo el que invoque el nombre del Señor será salvo». (14)  Ahora bien, ¿cómo invocarán a aquel en quien no han creído? ¿Y cómo creerán en aquel de quien no han oído? ¿Y cómo oirán si no hay quien les predique?  (15)  ¿Y quién predicará sin ser enviado? Así está escrito: «¡Qué hermoso es recibir al mensajero que trae buenas nuevas!»

 El fin es que el hombre sea salvo, pero observe las responsabilidades. Cristo ya nos ha enviado a predicar (v.15), la Iglesia debe hacer oír el mensaje del evangelio (v.14b), pero el creer e invocar corren por cuenta del que escucha (v.14a).

 El punto es que, siendo rechazados, muchos no llegan a "sacudirse el polvo de sus pies", sino que asumen una responsabilidad que no les corresponde. Y bajo ese peso, que se hace insoportable, terminan fracasando en su deseo de servir al Señor.

 Ame a las personas, pero entienda los limites de responsabilidad en la evangelización, sino usted terminará por sentirse muy mal.

{
}
{
}

Deja tu comentario El límite de nuestra responsabilidad

Identifícate en OboLog, o crea tu blog gratis si aún no estás registrado.

Avatar Tu nombre