Avisar de contenido inadecuado

Lengua de sabios

{
}

Estaba leyendo el libro de Isaías y cuando llegué a este verso dije:"Señor, quiero esto para mi."

 Estaba leyendo el capítulo cincuenta del libro de Isaías y de repente leí: Isa 50:4 RV1960 (T)  Jehová el Señor me dio lengua de sabios, para saber hablar palabras al cansado; ...

 Estas palabras sonaron en mis oídos como una dulce canción y dije en una espontanea oración:"Señor, dame lengua de sabios para que mis palabras sean útiles al que está cansado."

Quedé meditando un rato en esto y el Señor me ayudó a ver algo más, un pequeño gran secreto que tiene que ver con el ser alguien que sabe lo que tiene que decir.

 Ser alguien que hace buen uso de las palabras es una gran virtud no muy común en estos días. Que hay gente que habla mucho y que impresiona con sus palabras es si algo común, pero que el efecto de sus palabras sea de edificación para quien le escucha ya es otro tema.

 Dice otros pasajes de la Biblia que: Pro 15:23 NVI  Es muy grato dar la respuesta adecuada, y más grato aún cuando es oportuna.

 Pro 25:11 RV1909  Manzana de oro con figuras de plata Es la palabra dicha como conviene.

"Una palabra de consejo, o de reprensión, dicha rectamente, es bella de manera especial, como la buena fruta que se embellece aun más en cestas de plata" Comentario de la Biblia de Matthew Henry, Pro 25:11

 Como consejero, como comunicador, como maestro, como pastor, como padre, como esposo, ¡quien me diera el tener una lengua de sabio que sabe hablar la palabra en forma oportuna!

Y meditando en ello vino a mí otro pensamiento que tiene que ver con este primero: para saber hablar como sabio primero debo aprender a oír como tal.

 Dice la segunda parte de aquel verso en Isaías: Isa 50:4-5 RV1960 (T)  Jehová el Señor me dio lengua de sabios, para saber hablar palabras al cansado; despertará mañana tras mañana, despertará mi oído para que oiga como los sabios.  (5)  Jehová el Señor me abrió el oído, y yo no fui rebelde, ni me volví atrás.

 Aprender a hablar como los sabios comienza con aprender a oír como ellos. Y los tales al primero que aprenden a escuchar es a Dios mismo. Sal 19:7 PDT  La ley del Señor es perfecta, da calor al alma. La palabra del Señor es confiable, ayuda a los ignorantes a volverse sabios.

 Aprender a hablar con sabiduría empieza por aprender a escuchar a Dios y sigue con aprender a escuchar al otro. Pro 18:13 DHHe (D)  Es una necedad y una vergüenza responder antes de escuchar.

 "En estas concisas declaraciones, hay tres principios básicos para tomar grandes decisiones: (1) obtenga todos los hechos antes de decidir; (2) esté abierto a nuevas ideas; (3) asegúrese de escuchar ambos lados de la historia antes de juzgar. Todos los principios se centran en buscar información adicional. Esto es un trabajo difícil pero necesario, de lo contrario la única alternativa que nos queda es el prejuicio: juzgar antes de conocer todos los hechos." Comentario de la Biblia del Diario Vivir, Pro 18:13,15,17

 Creo que la mayoría anhelamos esta virtud de tener "lengua de sabios", pero antes debemos adquirir "oídos de sabios". Quien quiera hablar bien deberá aprender a escuchar primero. Escuchar la voz de Dios, y esto en si es ya un gran desafío, como también aprender a oír al prójimo, lo cual es mucho más profundo de lo que parece.

De seguro tal esfuerzo nos hará vivir muy buenos momentos. Quien tal haga será amado, obedecido, y se le dará homenaje( Comentario Jamieson-Fausset-Brown sobre "besados en los labios"). Pro 24:26 RVG (R)  Besados serán los labios del que responde palabras rectas.

{
}
{
}

Deja tu comentario Lengua de sabios

Identifícate en OboLog, o crea tu blog gratis si aún no estás registrado.

Avatar Tu nombre