Avisar de contenido inadecuado

El retorno

{
}

Somos esclavos de un poderoso enemigo, pero hay Uno más fuerte que puede librarnos.

Dice la Biblia: Miq 2:10 NTV ¡Levántense! ¡Fuera! Esta ya no es su tierra ni su hogar, porque la llenaron de pecado y la arruinaron por completo.

Al pecado le siguió el destierro y la cautividad. Pero a este juicio le siguió también la misericordia. Miq 2:12-13 NTV «Algún día, oh Israel, yo te reuniré; juntaré al remanente que quedó. Volveré a reunirlos como ovejas en su redil y como un rebaño en su pastizal. ¡Sí, su tierra se llenará nuevamente de ruidosas multitudes! (13) Su líder irrumpirá, se pondrá al frente y los sacará del destierro, a través de las puertas de las ciudades enemigas, y los llevará de regreso a su propia tierra. Su rey los conducirá; el SEÑOR mismo los guiará».

Como con Israel, a la rebelión del hombre contra Dios le sigue el destierro del paraíso y la esclavitud al mal. Pero a este juicio le sigue también la misericordia. La que es revelada en Jesús, para liberación y reconciliación de todos los que en Èl creen.

Col 1:13-14 DHH-D Dios nos libró del poder de las tinieblas y nos llevó al reino de su amado Hijo, (14) por quien tenemos la liberación y el perdón de los pecados.

Somos esclavos del pecado, pero Jesús nos saca por las "puertas de las ciudades enemigas" y nos restaura al plan original. Crea en Él y estará en el lugar al que pertenece.

{
}
{
}

Deja tu comentario El retorno

Identifícate en OboLog, o crea tu blog gratis si aún no estás registrado.

Avatar Tu nombre