Avisar de contenido inadecuado

El banquete de bodas

{
}

El evangelio es una invitación a una vida con Dios, y en esto es determinante la fe en Jesús.

 El banquete estaba listo, los que no estaban listos eran sus invitados. Mat 22:11-14 TLA  »Cuando el rey entró al salón para conocer a los invitados, vio a uno que no estaba bien vestido para la fiesta,  (12)  y le dijo: “¡Oye, tú! ¿Cómo hiciste para entrar, si no estás vestido para la fiesta?” »Pero él no contestó nada.  (13)  Entonces el rey les ordenó a sus sirvientes: “Átenlo de pies y manos, y échenlo afuera, a la oscuridad; allí la gente llora y rechina de terror los dientes.”  (14)  »Esto pasa porque son muchos los invitados a participar en el reino de Dios, pero son muy pocos aquellos a los que Dios acepta.»

 Muchos son invitados, pero son muy pocos a los que Dios acepta, esfuérzate por ser tú uno de esos.

 1) INJERTADOS

Comienza esta parábola diciendo que: Mat 22:2-3 RV1960 (T)  El reino de los cielos es semejante a un rey que hizo fiesta de bodas a su hijo;  (3)  y envió a sus siervos a llamar a los convidados a las bodas; mas éstos no quisieron venir.

 Esta era la forma en que Jesús respondía a la incredulidad de los judíos que, habiendo escuchado otras de sus enseñanzas, buscaban la forma de matarlo. Como ya se los había dicho (Mat 21:43 RV1960 (T)  Por tanto os digo, que el reino de Dios será quitado de vosotros, y será dado a gente que produzca los frutos de él.), ellos no eran dignos de formar parte del Reino de Dios.

 Mat 22:8-9 RV1960 (T)  Entonces dijo a sus siervos: Las bodas a la verdad están preparadas; mas los que fueron convidados no eran dignos.  (9)  Id, pues, a las salidas de los caminos, y llamad a las bodas a cuantos halléis.

 El apóstol Pablo expresó algo parecido cuando dijo:

 Rom 11:11-23 RV1960 (T)  Digo, pues: ¿Han tropezado los de Israel para que cayesen? En ninguna manera; pero por su transgresión vino la salvación a los gentiles, para provocarles a celos... (17)  Pues si algunas de las ramas fueron desgajadas, y tú, siendo olivo silvestre, has sido injertado en lugar de ellas, y has sido hecho participante de la raíz y de la rica savia del olivo,  (18)  no te jactes contra las ramas;... (20)  Bien; por su incredulidad fueron desgajadas, pero tú por la fe estás en pie. No te ensoberbezcas, sino teme.  (21)  Porque si Dios no perdonó a las ramas naturales, a ti tampoco te perdonará.  (22)  Mira, pues, la bondad y la severidad de Dios; la severidad ciertamente para con los que cayeron, pero la bondad para contigo, si permaneces en esa bondad; pues de otra manera tú también serás cortado.

 Aquellos no eran dignos por causa de su incredulidad sobre la persona de Jesús, en cambio, quienes si creyeron en Él, fueron "injertados en lugar de ellas".

 2) LLAMADOS PERO NO ESCOGIDOS

Dice también en aquella enseñanza que: Mat 22:10-14 PDT  Los siervos salieron a las calles. Reunieron a todos los que pudieron encontrar sin importar que fueran buenos o malos y el salón se llenó de invitados.  (11)  "Cuando el rey vino a verlos, vio a un hombre que no estaba vestido con ropa como para ir a una boda.  (12)  El rey le dijo: 'Amigo, ¿cómo hiciste para entrar aquí sin estar vestido con ropa adecuada para una boda?' Pero el hombre se quedó callado.  (13)  Entonces el rey les dijo a sus siervos: 'Átenlo de pies y manos y échenlo afuera, a la oscuridad. Ahí es donde la gente llorará y crujirá los dientes de dolor'.  (14)  Porque muchos son invitados pero pocos son escogidos".

 Aquella "ropa adecuada" es un símbolo de la justicia de Cristo que viene sobre el que pone en Él la fe, y lo deja en condiciones de participar del Reino celestial. Fuera de Cristo nada es suficiente como para alcanzar el nivel de "ropa adecuada" para la eternidad. Gál 3:26-27 RV1960 (T)  pues todos sois hijos de Dios por la fe en Cristo Jesús;  (27)  porque todos los que habéis sido bautizados en Cristo, de Cristo estáis revestidos.

 CONCLUSIÓN

 La incredulidad en la persona de Jesús es determinante. Lo fue para los judíos y lo será para cada uno de nosotros también.

 Muchos son invitados a participar de la eternidad con Dios, pero escogidos... solamente en Cristo Jesús.

Heb 5:9 TLA  Así, una vez que Cristo hizo todo lo que Dios le mandó, se convirtió en el salvador que da vida eterna a todos los que lo obedecen.

{
}
{
}

Deja tu comentario El banquete de bodas

Identifícate en OboLog, o crea tu blog gratis si aún no estás registrado.

Avatar Tu nombre