Avisar de contenido inadecuado

Aún hay oportunidad

{
}

La diferencia entre la vida o la muerte espiritual la hace uno y solo uno, Jesús.

 Sin alimento en el desierto el fin es la muerte, sin Cristo también. Jua 6:31-35 DHH  Nuestros antepasados comieron el maná en el desierto, como dice la Escritura: 'Les dio a comer pan del cielo. ' (32)  Jesús les contestó:

  –Les aseguro que no fue Moisés quien les dio a ustedes el pan del cielo, sino que mi Padre es quien les da el verdadero pan del cielo.  (33)  Porque el pan que Dios da es el que ha bajado del cielo y da vida al mundo...(35)  y Jesús les dijo: –Yo soy el pan que da vida...

 En nuestro peregrinar a la eternidad solo hay una forma de llegar a la "tierra prometida" y es alimentándonos del "verdadero pan del cielo". En otras palabras, para llegar al paraíso, solo a través de Jesús.

 1) EL MANÁ 

Dice una de las canciones de la Biblia que: Sal 78:19-25 RV1960 (T)  Y hablaron contra Dios, diciendo: ¿Podrá poner mesa en el desierto?  (20)  He aquí ha herido la peña, y brotaron aguas, y torrentes inundaron la tierra; ¿Podrá dar también pan? ¿Dispondrá carne para su pueblo?  (21)  Por tanto, oyó Jehová, y se indignó;... (23)  Sin embargo, mandó a las nubes de arriba,  Y abrió las puertas de los cielos,  (24)  E hizo llover sobre ellos maná para que comiesen, y les dio trigo de los cielos. (25)  Pan de nobles comió el hombre; les envió comida hasta saciarles.

 También otro que trajo a la memoria la historia de su pueblo dijo así: Neh 9:15 RV1960 (T)  Les diste pan del cielo en su hambre, y en su sed les sacaste aguas de la peña; y les dijiste que entrasen a poseer la tierra, por la cual alzaste tu mano y juraste que se la darías.

 Sin aquél pan del cielo, además del agua de aquella peña, hubiera sido imposible que lograsen entrar en la tierra que se les había prometido, la cual no era de esclavitud y muerte como en la que estaban en Egipto.

 También hoy tenemos promesas de una tierra de libertad; libres de la esclavitud del pecado y su fin de muerte (Rom.6:23), pero a la cual solo llegaremos si nos aferramos al verdadero pan del cielo o a las verdaderas aguas que brotan de la peña, ¿de qué estoy hablando? Estoy hablando de Jesús.

 1Co 10:3-4 BL95  y todos comieron del mismo alimento espiritual  (4)  y bebieron la misma bebida espiritual; el agua brotaba de una roca espiritual que los seguía, y la roca era Cristo.

 "Cristo es la figura central en toda la historia de la redención. Cristo se encarnó al nacer, pero ese no fue su origen. él estaba detrás de la milagrosa lluvia de maná que cayó sobre el desierto y de la fuente de agua que allí brotó.  La roca los siguió en el sentido de que las bendiciones de Cristo, simbolizadas por ella, nunca los habían abandonado" Comentario de la Biblia Plenitud, 1Cor.10:3-4

 2) EL MESÍAS

Dijo Jesús: Jua 6:35-40 RV1960 (T)  ...Yo soy el pan de vida; el que a mí viene, nunca tendrá hambre; y el que en mí cree, no tendrá sed jamás.  (36)  Mas os he dicho, que aunque me habéis visto, no creéis.  (37)  Todo lo que el Padre me da, vendrá a mí; y al que a mí viene, no le echo fuera.  (38)  Porque he descendido del cielo, no para hacer mi voluntad, sino la voluntad del que me envió.  (39)  Y esta es la voluntad del Padre, el que me envió: Que de todo lo que me diere, no pierda yo nada, sino que lo resucite en el día postrero.  (40)  Y esta es la voluntad del que me ha enviado: Que todo aquel que ve al Hijo, y cree en él, tenga vida eterna; y yo le resucitaré en el día postrero.

 CONCLUSIÓN

No solo vas camino a la muerte como todo ser humano, sino que también vas camino a la eternidad. Y hay un lugar de reposo que Dios ha prometido pero para llegar a el solo es posible aferrándose a Jesús. Rom 6:23 PDT  El pecado da como pago la muerte, pero Dios da como regalo la vida eterna en unión con nuestro Señor Jesucristo.

 Aun hay tiempo para entrar en la tierra prometida, aún hay tiempo para creer en Jesús.

 Heb 4:1-2 NVI Cuidémonos, por tanto, no sea que, aunque la promesa de entrar en su reposo sigue vigente, alguno de ustedes parezca quedarse atrás.  (2)  Porque a nosotros, lo mismo que a ellos, se nos ha anunciado la buena noticia; pero el mensaje que escucharon no les sirvió de nada, porque no se unieron en la fe a los que habían prestado atención a ese mensaje.

{
}
{
}

Deja tu comentario Aún hay oportunidad

Identifícate en OboLog, o crea tu blog gratis si aún no estás registrado.

Avatar Tu nombre