Avisar de contenido inadecuado

Aguas que dan vida

{
}

La muerte da lugar a la vida, y esto gracias al Espíritu Santo

Dice la Biblia: Eze 47:1-12 RV1960 (T)  Me hizo volver luego a la entrada de la casa; y he aquí aguas que salían de debajo del umbral de la casa hacia el oriente;...(3)  Y salió el varón hacia el oriente, llevando un cordel en su mano; y midió mil codos, y me hizo pasar por las aguas hasta los tobillos.  (4)  Midió otros mil, y me hizo pasar por las aguas hasta las rodillas. Midió luego otros mil, y me hizo pasar por las aguas hasta los lomos.  (5)  Midió otros mil, y era ya un río que yo no podía pasar, porque las aguas habían crecido de manera que el río no se podía pasar sino a nado.  (6)  Y me dijo: ¿Has visto, hijo de hombre? Después me llevó, y me hizo volver por la ribera del río.  (7)  Y volviendo yo, vi que en la ribera del río había muchísimos árboles a uno y otro lado.  (8)  Y me dijo: Estas aguas salen a la región del oriente, y descenderán al Arabá, y entrarán en el mar; y entradas en el mar, recibirán sanidad las aguas.  (9)  Y toda alma viviente que nadare por dondequiera que entraren estos dos ríos, vivirá; y habrá muchísimos peces por haber entrado allá estas aguas, y recibirán sanidad; y vivirá todo lo que entrare en este río...

La visión dada a Ezequiel aún es para el futuro pero en su simbolismo, estas aguas salutíferas hablan del Espíritu Santo.

Jua 7:37-39 RV1960 (T)  En el último y gran día de la fiesta, Jesús se puso en pie y alzó la voz, diciendo: Si alguno tiene sed, venga a mí y beba.  (38)  El que cree en mí, como dice la Escritura, de su interior correrán ríos de agua viva.  (39)  Esto dijo del Espíritu que habían de recibir los que creyesen en él; pues aún no había venido el Espíritu Santo, porque Jesús no había sido aún glorificado.

Como aquellas aguas, es obra del Espíritu el dar vida a lo que esta muerto y sanar a lo que está enfermo; y de aquellas palabras de Ezequiel, estos dos pensamientos quiero destacar:

-el aumento del caudal hasta ser un río que solo a nado se podía pasar es señal de su suficiencia para cumplir su obra transformadora

-el que toda alma viviente se favorezca de sus virtudes es señal de que no hay exclusión... para todo el que decida creer en Jesús.

Es el Espíritu Santo aquéllas aguas vivas prometidas para todo el que cree en Jesús, y como en la visión de Ezequiel, su virtud es producir vida donde hoy hay muerte.

Esfuércese por tener una relación con el Espíritu Santo,en Él hay suficiencia para transformarle y generosidad como para no excluir a ninguno de los de la fe.

Efe 5:18 TLA  No se emborrachen, pues perderán el control de sus actos. Más bien, permitan que sea el Espíritu Santo quien los llene y los controle.

{
}
{
}

Deja tu comentario Aguas que dan vida

Identifícate en OboLog, o crea tu blog gratis si aún no estás registrado.

Avatar Tu nombre